Ley arbolito: ¿Qué podría usarse para reemplazar a los plátanos orientales?

El Ministerio de Agricultura está trabajando en un proyecto que busca reemplazar los árboles insignia de la Región Metropolitana, por otras especies. Amado y odiado, si bien el plátano oriental le otorgó un uno verde a la capital, también genera una alta tasa de alergias.

¡Adiós plátanos orientales! Estos particulares árboles se encuentran en las principales calles, avenidas, plazas y parques de Santiago. Si bien han llenado de verde la ciudad, desde hace más de un siglo, hay quienes los aman y quienen los odian. Esto, principalmente a la alergia que muchas personas le tienen a esta especie.

Pero ahora, un nuevo proyecto que está desarrollando el Ministerio de Agricultura busca darle atribuciones a Conaf para asesorar técnicamente a los municipios para su plantación y cuidado. Podrían ser remplazados y el ministro Walker está evaluando prohibir la plantación de esta especie por razones de salud.

“La idea es que no ocurra que estemos solucionando un tema paisajístico, de áreas verdes y calidad de vida, y por otro lado estemos promoviendo enfermedades y alergias”, señaló el ministro.

“Tenemos que conciliar el paisaje y la estética urbana con los árboles que mejor se adapten a la salud de las personas”, agregó el secretario de Estado.

Árboles nativos propios de la RM

Ante este proyecto, surge la pregunta: ¿Qué nuevas especies podríamos ver en las calles de Santiago? Conversamos con Carlos Schulze, profesor de diversidad y flora de la Universidad Mayor.

El especialista señala que “es difícil hacer una lista de que especies utilizar, pues eso dependerá de la zona en la que se quiera plantar”.

Pero sobre estos nuevos árboles, Schulze apunta a que “de todas maneras tienen que ser especies que no vayan a generar problemas de salud”.

A la hora de escoger especies, el académico de la Universidad Mayor señala que “lo ideal es que sean especies nativas del área, que correspondan al lugar y que tengan una buena fuente de recursos hídricos”. Un ejemplo de árbol propio de la zona central de nuestro país sería el quillay.

Según Schulze, de contar con esas condiciones la tasa de éxito sube. Cabe señalar que la plantación de árboles en zonas urbanas es una inversión a mediano y largo plazo, en las que también se deben considerar factores como manutención, poda y otros, por lo que la selección de especies y el lugar específico en el que el árbol será plantado es fundamental.

Fuente: